lunes, mayo 10, 2010

Flashes de la Convivencia de Zaragoza, Abril 2010



































FLASHES DE LA CONVIVENCIA DE ZARAGOZA, Abril - 2010

De la obediencia viene el ser libre = no ser esclavo de nadie, de nada y menos de uno mismo.

Degustar los disgustos con mucho gusto. Si no hay disgustos, no hay gusto.

La vida es “Si Señor”, “a la orden” = vivir con gracia, dar gracias en cada momento, gracias, gracias = “Tu fe te ha salvado”.

Al salir de la capilla, tras el F/C Peter nos cuenta que mientras estaba allá Jesús le preguntó “¿qué haces?” y luego le dijo “yo me dedico a orar –respirar y tu en cambio vuelta y vuelta a la cabeza”. Peter nos contó esto con su cara de pillo, nos reímos a gusto.

¿Qué significa cristificación? Respirar como Cristo.

En el calentamiento nos preguntó Peter ¿por dónde empezamos? –“por corazón primitivo” nos responde. Para movimiento hace falta culo, aquí y ahora. El corazón se mueve, pero necesita el culo para expresar ese movimiento, el culito es la cara del corazón.

Manel nos cuenta que una vez en Montserrat Peter debió decir que tenía una rodilla molesta. Al tiempo Manel le preguntó ¿qué tal la rodilla? “Ah bien, necesitaba practicar más”.

El optimismo siempre gana. Peter suele decir “Yo no soy problemático, no tengo problemas”.

¿Qué nos enseña el caballo? Obediencia por obligación. El hombre, el único ser que no obedece.

Si no sentimos la pulsación del corazón, no podemos disfrutar de la Gracia.

Evangelio del martes de la semana de Pascua. María llora porque cree que se han llevado el cuerpo de Jesús. Jesús sin embargo está allá y le dice “María”, ella le reconoce y le dice “rabboni”. Peter nos aconseja “degustar los disgustos con mucho gusto”, sin lágrimas.

Evangelio del miércoles, Jesús y los discípulos de Emaús. La primera palabra que le viene a Peter es la confianza entre amigos. La confianza se merece cuando uno demuestra al otro que es digno de ella. La confianza es necesaria para convivir, así nace el cariñito familiar. Para la fe hace falta creencia, pero el primer paso es la confianza. Por otra parte tenemos en el antiguo testamento “maldito el que confía en los hombres” por eso “degustar los disgustos con mucho gusto”.

En el cielo perfume de amor, en la tierra cariñito familiar, fresquito-calorcito

El rostro del corazón es el culito. Para servir es necesario movimiento de culito. Lo contrario es cabezonada. Corazonada es humanisto, cabezonada robotismo.

Jerarquía de la verdad personal: orden del día, cada día lo mismo. Jerarquía de la verdad familiar: madre de verdad, hijo de verdad.

Corazón instrumento de paz, el carácter tiene 3 trazos pequeñitos, cada uno significa pulsación, circulación, respiración. Se contraponen con enfermedad, pecado, muerte.

¡BUENA IDEA REALIZADA, VIDA MARAVILLADA! Fresquito-carlocito, ¡pruebalo!

Tenemos miedo del Amor, por eso los apóstoles se asustan de Jesús resucitado.

CARIÑITO FAMILIAR= ENERGÍA UNIVERSAL

Calentamiento: Peter de pie nos recuerda que la energía se siente a través de la planta del pie y la piel (universo). Se junta en el dantien, sube hasta el corazón (pulsación, circulación, respiración). La energía universal se expande como una piedra en el agua.

¿Qué diferencia entre transpirar y transfiguración? La piedra en el agua hace ondas, imagen de fuelle. El fuelle tiene su punto de entrada en el dantien.

Cuento del Genio, para salvar hay que morir, para resurrección hay que morir.

¿Cómo se transmite la enseñanza de Jesús? Sornisa y movimiento de culo, por eso Jesús soríe en la cruz, aunque mover el culo no puede.

Cordializar la miseria, piratería olfática. Nosotros miserabilizamos el corazón.

Jesús dice hay que volverse como niños, Cap. X del Tao Te Ching “hay que respirar como niños”

Tu fe te ha salvado , orar respirando, respirar orando.

Ejercicio en el calentamiento. De pie, manos al dantien, suben hasta el corazón, al final se abren y dan las gracias (el cuerpo inclinado hacia atrás): ¡Gracias energía espiritual!. ¡Ojala este ejercicio dure 30 minutos!

¿Qué significa la tela de arana? Estoy seguro porque tengo experiencia = tu fe te ha salvado, haz algo.

Edurne

8 comentarios:

maribel dijo...

Hilda: Contesto a tu pregunta de la semana pasada. Preguntas como realizar el TTK, creo que ya lo sabes.
REALIZANDO EL PRESQUITO CALORCITO... llegarás a comprnder en tu corazón como hay que VIVIR Y CAMINAR DE VERDAD, pero... sin prisas, aunque sin pausa.

Peter está insistiendo mucho en respìrar-orando y orar-respirando.

Perder la dualidad, es conseguir ESTAR BIEN, haga frio o calor, sea noche o dia ( si aquí es noche, hay otros lugares que es día). Estar biem em la salud y en la enfermedad. LA VIDA ES UNA MISION.

Andrés: muy bien como nos explicas el TTK y te lo agradecemos muchos que nos permite vivir tranquilos.

Abrazos Maribel

Manuela dijo...

Hola a todos, hace tiempo el Internet mo me permite entrar.
Qizas ahora?

Manuela

Manuela dijo...

Hola otra vez a todos y a Edurne quien nos ha resumida la Convivencia de Zaragoza. Gracias, todos sabemos , pero pocos practiquen.Es el dilema del Mundo.
Manuela

Hola Hilda y Maribel!!!
Ja , Ja, el dualismo.
Yo te entiendo muy bien Hilda!
Como bien explicanos Maribel ese tema. Ella tiene Razon, hay mas detras del dualismo--en realidad no existe. Debil y la fuerte , nosotros siempre pensamos que es mejor ser fuerte y los fuertes abusan los debiles. Hilde , investiga un poco mas y tu ves que es al reves.
Saludos de Alemania

Manuela

Anónimo dijo...

Ya investigué, Manuela, bueno más que investigar me lo explicó muy bien Andrés.
HILDA

Anónimo dijo...

Ya investigué, Manuela, bueno más que investigar me lo explicó muy bien Andrés.
HILDA

Anónimo dijo...

CRECIMIENTO Y CREATIVIDAD

Los evangelios nos ofrecen diversas claves para entender cómo comenzaron su andadura histórica las primeras comunidades cristianas sin la presencia de Jesús al frente de sus seguidores. Tal vez, no fue todo tan sencillo como a veces lo imaginamos. ¿Cómo entendieron y vivieron su relación con él, una vez desaparecido de la tierra?
Mateo no dice una palabra de su ascensión al cielo. Termina su evangelio con una escena de despedida en una montaña de Galilea en la que Jesús les hace esta solemne promesa: «Sabed que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo». Los discípulos no han de sentir su ausencia. Jesús estará siempre con ellos. Pero ¿cómo?
Lucas ofrece una visión diferente. En la escena final de su evangelio, Jesús «se separa de ellos subiendo hacia el cielo». Los discípulos tienen que aceptar con todo realismo la separación: Jesús vive ya en el misterio de Dios. Pero sube al Padre «bendiciendo» a los suyos. Sus seguidores comienzan su andadura protegidos por aquella bendición con la que Jesús curaba a los enfermos, perdonaba a los pecadores y acariciaba a los pequeños.
El evangelista Juan pone en boca de Jesús unas palabras que proponen otra clave. Al despedirse de los suyos, Jesús les dice: «Yo me voy al Padre y vosotros estáis tristes... Sin embargo, os conviene que yo me vaya para que recibáis el Espíritu Santo». La tristeza de los discípulos es explicable. Desean la seguridad que les da tener a Jesús siempre junto a ellos. Es la tentación de vivir de manera infantil bajo la protección del Maestro.
La respuesta de Jesús muestra una sabia pedagogía. Su ausencia hará crecer la madurez de sus seguidores. Les deja la impronta de su Espíritu. Será él quien, en su ausencia, promoverá el crecimiento responsable y adulto de los suyos. Es bueno recordarlo en unos tiempos en que parece crecer entre nosotros el miedo a la creatividad, la tentación del inmovilismo o la nostalgia por un cristianismo pensado para otros tiempos y otra cultura.
Los cristianos hemos caído más de una vez a lo largo de la historia en la tentación de vivir el seguimiento a Jesús de manera infantil. La fiesta de la Ascensión del Señor nos recuerda que, terminada la presencia histórica de Jesús, vivimos "el tiempo del Espíritu", tiempo de creatividad y de crecimiento responsable. El Espíritu no proporciona a los seguidores de Jesús "recetas eternas". Nos da luz y aliento para ir buscando caminos siempre nuevos para reproducir hoy su actuación. Así nos conduce hacia la verdad completa de Jesús.
José Antonio Pagola

DonTranquilo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

3ª LECTURA: Lc 24,46-53
En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Así está escrito: que el Cristo debía padecer y resucitar de entre los muertos al tercer día y que se predicaría en su nombre la conversión para perdón de los pecados a todas las naciones, empezando desde Jerusalén. Vosotros sois testigos de estas cosas.
«Mirad, yo voy a enviar sobre vosotros la Promesa de mi Padre. Vosotros permaneced en la ciudad hasta que seáis revestidos de poder desde lo alto.»
Los sacó hasta cerca de Betania y, alzando sus manos, los bendijo. Y, mientras los bendecía, se separó de ellos y fue llevado al cielo. Ellos, después de postrarse ante él, se volvieron a Jerusalén con gran gozo. Y estaban siempre en el Templo bendiciendo a Dios.

COMENTARIO: “Alzando sus manos, los bendijo…ellos se volvieron a Jerusalén con gozo. Y estaban siempre en el Templo bendiciendo a Dios”
El último gesto de Jesús es la bendición. Ya en su vida pública, muchas veces se ve a Jesús bendiciendo y abrazando especialmente a los niños, tocando a los leprosos, acogiendo en su mesa a los pecadores, bendiciendo a todos. Él mismo nos dice: bendecid sí, no maldigáis; acoged, no condenéis; haced y atraed hacia el bien, no expulséis.
En el AT la bendición del padre era considerada eficaz e irrevocable. Se bendecía a todos los primogénitos, y al recibir la bendición recibían toda la herencia del padre,( recordemos como Isaac bendijo a Jacob)
Jesús sigue bendiciendo cada día nuestras vidas, deseándonos lo mejor. Nos bendice en los acontecimientos que vivimos, tanto en los éxitos y alegrías, como en los sufrimientos, problemas, y limitaciones… Nuestro Padre Dios, siempre nos bendice, porque su deseo ardiente es que vivamos una vida plena y la gastemos en lo que no caduca. Nos quiere a todos llenos de vida, alegres, entregados, disponibles…porque son estas actitudes las que hacen bella la vida y las que nos educan y enseñan a bendecir todo lo que vivimos y hacemos.
Jesús oraba bendiciendo al Padre: “Yo te bendigo Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque has ocultado estas cosas a sabios e inteligentes, y se las has revelado a pequeños y sencillos” (Lc 10,21)
Aprendamos de Jesús, el gesto de bendecir, como también lo hacían los apóstoles que estaban siempre al templo bendiciendo a Dios.

ORACIÓN: Hoy te bendice nuestro corazón Padre, por la riqueza del encuentro contigo; en tu Palabra, en los sacramentos, y en los encuentros con los hermanos. Despierta en nosotros el gesto de bendecir a todos, y líbranos de maldecir a nadie, para que podamos ser contigo creadores de vida, y constructores de un mundo mejor.


Saludos Francisca